Por su presunta responsabilidad en el delito de fabricación, tráfico o porte de armas de fuego o municiones, el Juzgado Primero Penal Municipal de Pereira, con función de control de garantías, a petición la Fiscalía, dictó medida de aseguramiento intramuro en contra de Viller Leandro Arias Hernández, patrullero de la Policía Metropolitana de esa ciudad.

El hoy procesado fue aprehendido este miércoles, 11 de julio, durante diligencias de allanamiento y registro efectuadas en su inmueble del barrio Corales de la capital risaraldense, donde las autoridades se incautaron de tres armas de fuego, dos revólveres calibre 38 y una pistola 6.35 milímetros, que estaban amparadas con salvoconductos.

Sin embargo, labores investigativas establecieron que presumiblemente en dicho inmueble se almacenaban y alquilaban armas para perpetrar los homicidios ordenados por la banda delictiva Cordillera.

Al término de la audiencia de imputación, el uniformado no se allanó a cargos y está privado de la libertad en la cárcel de varones La 40 de Pereira. La defensa apeló la decisión.

Compartir