Por el delito de violación de medidas sanitarias, un fiscal seccional de Boyacá imputó a 10 hombres que fueron capturados en un billar de Tunja y, supuestamente, desatendían el aislamiento preventivo obligatorio decretado por el Gobierno Nacional para controlar la propagación del coronavirus.

Personal de la Policía Nacional realizó las detenciones en el establecimiento de comercio que, a puerta cerrada, seguía en funcionamiento y permitía el ingreso de sus clientes.

Los procesados son: un profesor de educación física, siete trabajadores informales, el administrador del billar y uno de sus empleados. Todos fueron judicializados, seguirán vinculados a la investigación, deberán cumplir el aislamiento preventivo y, al término del periodo de confinamiento, serán convocados a audiencia de acusación.

La Fiscalía General de la Nación hace pública esta información por razones de interés general.

MRB/JARG