En operativo conjunto este martes 12 de febrero, la Fiscalía General de la Nación, con el apoyo de la Policía Nacional y la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN), aplicó medidas cautelares de embargo y secuestro, con fines de extinción de dominio, a 314 bienes inmuebles.

La medida afecta 250 parqueaderos, 58 bodegas, 1 auditorio, 4 oficinas y un restaurante, ubicados en un reconocido centro comercial de Bucaramanga, avaluados en diez mil millones de pesos ($10.000’000.000).

Según la investigación, estos inmuebles eran usados para guardar y comercializar mercancía de contrabando proveniente de Aruba, Curazao, Panamá y Venezuela.

Los bienes incautados pasaran a manos de la Sociedad de Activos Especiales (SAE) para su administración.

La Fiscalía hace pública esta información por razones de interés general.

 

DRAO/DLBM

Compartir