El Juzgado Promiscuo del Circuito de Belén de los Andaquíes (Caquetá) le dio toda la credibilidad a la teoría de la Fiscalía y condenó a la pena de 19 años y 11 meses de prisión a Fernando Álvarez Márquez, como responsable del delito de homicidio agravado en concurso heterogéneo con porte ilegal de armas de fuego.

El fallador no le concedió al condenado ningún beneficio penal y la sentencia quedó ejecutoriada luego de no presentarse recurso alguno por parte de los intervinientes.

Esta decisión se deriva de los hechos ocurridos el 16 de julio del año en curso en la institución educativa rural Horizonte, sede Remolinos, jurisdicción del municipio caqueteño de Curillo, a donde el docente Juan de Jesús Moreno Palacios llegaba a dictar clases, luego de haber estado disfrutando de su período de vacaciones, y fue ultimado con arma de fuego por el hoy condenado.

Según las autoridades, el crimen que ocurrió delante de sus estudiantes de primaria, estaría relacionado con motivos personales, pues precisamente había sido trasladado a esa localidad por amenazas que había recibido. Las investigaciones continúan.

La Fiscalía hace pública esta información por razones de interés general.

PAAM/DLBM

Compartir