En vía pública de Pereira, servidores del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía capturaron a Alejandro Murcia, con el fin de cumplir la pena de 56 meses de prisión que le fue impuesta por el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

El Juzgado Cuarto Penal del Circuito de esa ciudad sentenció a Murcia después de que fuera sorprendido traficando con estupefacientes en abril del año anterior en la carrera 11 con calle 9 de la capital risaraldense, cuando portaba 40 cigarrillos que contenían sustancia estupefaciente.

Compartir