El Juzgado Penal Especializado del circuito de Sincelejo (Sucre) condenó a 40 años de prisión al subcomandante de la Fuerza de Tarea Conjunta de Sucre, mayor  Orlando Arturo Céspedes Escalona, por el homicidio del labriego Juan Carlos Santos Ortega, quien fue presentado como un guerrillero abatido en combate.

El 3 de noviembre de 2007, las autoridades realizaron la inspección técnica al  cadáver de la víctima en una finca del corregimiento Santiago Apóstol, municipio San Benito Abad, departamento de Sucre. Junto al cuerpo se reportó el hallazgo de una pistola calibre 9 milímetros y las vainillas de varios proyectiles ya percutidos.

Los familiares de la víctima declararon ante un Fiscal de Derechos Humanos y  DIH que un día antes de su muerte, el labriego fue contactado por un civil para un supuesto trabajo en el vecino municipio de Galeras.
Céspedes Escalona, de 43 años de edad, fue condenado por los delitos de homicidio agravado, desaparición forzada agravada y concierto para delinquir agravado.  Actualmente cumple una pena similar por la desaparición forzada de 11 personas en Tolúviejo, ubicado en el mismo departamento.

Por los mismos hechos se acogió a sentencia anticipada el excomandante de la Fuerza de Tarea Conjunta de Sucre,  teniente coronel Luis Fernando Borja Aristizábal, quien ya fue condenado a 20 años de prisión.

 

LFML / AAEA