El Juez Octavo Penal Municipal de Manizales, con funciones de Control de Garantías, dictó medida de aseguramiento intramural en contra de Fredy Augusto Granada Poveda, servidor de la Fiscalía en Pensilvania (Caldas), por su presunta responsabilidad en el delito de concusión.

Los hechos que se investigan ocurrieron el 28 de diciembre de 2007 en Puerto Boyacá (Boyacá), donde supuestamente Granada Poveda, asistente de una fiscalía local, fue hasta la residencia de los padres de un joven privado de la libertad, a quienes solicitó cinco millones de pesos para ayudarles a sacarlo de la cárcel.

Según lo establecido, los familiares del procesado entregaron dos millones y medio de pesos, pero luego le solicitaron al funcionario la devolución del dinero, lo que éste habría hecho mediante una consignación.

En la audiencia de imputación Granada Poveda, aprehendido este 17 de noviembre, no se allanó a cargos y fue recluido en la Cárcel La Blanca de Manizales.