La Fiscalía General de la Nación, ante un juez de garantías, imputó los delitos de concusión en contra de Luis Fernando Delgado Cardona, funcionario de la territorial de Antioquia del Ministerio de Transporte, quien haría parte de una red de corrupción dedicada a pedir dinero a cambio de la renovación de cupos y otras licencias sin el cumplimiento de los requisitos que exige la ley.

El procesado tras aceptar ser el responsable de este delito, se expone a una pena de entre 4 y 8 años de cárcel, con un beneficio de hasta el 50 por ciento de rebaja.

La Fiscalía en cooperación con el Ministerio de Transporte logró desarticular una mafia integrada por funcionarios y particulares para un total de 28 personas, 22 de ellas con orden de captura y otras 6 con presentación de escritos de imputación.

Mediante las actividades ilegales durante los últimos años, al menos 12 mil vehículos de carga pesada fueron autorizados a transitar de manera irregular, con ganancias superiores a los 600 mil millones de pesos, es decir, 50 mil millones por cada camión.

“En estas investigaciones se logró establecer que algunos servidores del Ministerio de Transporte, entre los que se encontraba Delgado Cardona, exigían sumas de dinero para expedir las licencias de transporte especial”, sostuvo el delegado de la Fiscalía durante la audiencia de legalización de captura e imputación de cargos.

 

 

CMRM/DLBM

Compartir